‘No Geography’ de The Chemical Brothers: El talento no se esconde con los años


The Chemical Brothers regresó con su noveno material tras 4 años de sequía, y lo hacen recordándole sus raíces a viejos y nuevos fans. Un disco que suena refrescante ante lo melosa de la actual escena electrónica mainstream, pero que, al escucharlo detenidamente nos transporta a los inicios de la banda, aquéllos en donde Fatboy Slim, The Crystal Method y The Prodigy eran parte de los precursores de una época de oro del género.

El álbum inicia con “Eve of Destruction”, un track con la fórmula infalible, grandes beats y vocales poderosas, el sello característico del dúo de Manchester. “Bango” nos da un giro con sonidos latinos que poco a poco van transformándose en una película de ciencia ficción.

“No Geography”, el tema que da título a la producción, es el primero que nos sumerge hasta el fondo de sus inicios hace tres décadas. Beats finos dignos de escucharse desde los clubes más íntimos hasta en los festivales más glamorosos. “Got To Keep On”, el primer sencillo del álbum, es la muestra perfecta de la evolución de Simons y Rowlands.

“Gravity Drops” es un pequeño descanso de los intensos sonidos que abrieron el disco. “We’ve Got To Try”, es uno de los tracks que más destacan, con cambios de ritmo y ambientes que pocos podrían conseguir. Esa canción por sí sola nos muestra cómo el dúo ha perfeccionado su estética.


“Free Yourself” también tiene el sello de The Chemical, si bien es algo que hemos escuchado en producciones anteriores, el corte de la canción encaja a la medida en el ambiente del disco. Ese pequeño guiño que la agrupación le manda a sus fans de antaño, aquellos que se perdieron en los beats de “Hey Girl, Hey Boy”.

“MAH”, el segundo sencillo, nos regala lo que estábamos esperando. Esos beats poderosos con voces amenazadoras que nos golpean tan fuerte que nuestra cabeza no para de girar. “Catch Me I’m Falling” cierra el disco dándonos un bajón sorpresivamente plácido y reconfortante. Voces dulces que nos calman mientras los sonidos nos van aterrizando de nuevo, luego de un torbellino de adrenalina.

No Geography nos recuerda que la escena electrónica también tiene jerarquías, y muy marcadas por el talento de aquéllos que iniciaron mezclando auténticamente en tornamesas y no en un software. The Chemical Brothers vinieron a recordarnos que la nostalgia también es dulce y que es refrescante darle nuevos sonidos a nuestros recuerdos.

Escucha ‘No Geography’ de The Chemical Brothers


NOVEDADES x VIBRAS