Entrevista con Los Punsetes


los-punsetes-todo-el-mundo-quiere-hacerte-dano-ep-shiseido-entrevista

¡Cuidado! Todo el mundo quiere hacerte daño: las vacunas contienen un chip, vigilan todo lo que hacemos en Internet, Amazon tiene nuestra dirección, hay un control digital, el futuro nos va a dominar y necesitamos contraatacar. Los Punsetes son la banda española que escupen la verdad con una acidez e ironía característica, su sonido es irreverente y demoledor, oscilante entre indie-pop y explosiones shoegaze, pero con una clara sátira que siempre se traduce en sus letras. Ahora de regreso con un nuevo EP, el quinteto presenta con brutalidad los pensamientos alarmistas de la agenda mediática de este último año, la voz de Ariadna es provocativa, las guitarras reventadas y la batería mordaz. ‘Todo el mundo quiere hacerte daño’ es un viaje agrío, explosivo (a veces melancólico) y conspiranoico, con tres canciones que representan tres caras de Los Punsetes y anuncian una nueva etapa emocionante.

“Shiseido”, “Imagina ser una piedra” y “Todo el mundo quiere hacerte daño” son los himnos de meses de incertidumbre, un puñado de estrofas de las tendencias casi absurdas de los medios que se comen las uñas, pero nunca sin el guiño reflexivo que te hace cuestionarte de la existencia y siempre contundente - siempre fieles a su estilo. En una conversación con Jorge García aka Filetillo (guitarra) que explora la rebeldía adolescente y los diversos destinos de la vejez, su proceso creativo que se ha mantenido vigente, el camino del mundo, la ecología y Jeff Bezos.

Creo que Los Punsetes es una de esas bandas en la que te das cuenta de que son mucho más que música, que hay un cierto poder, consciencia y actitud detrás. ¿Recuerdas cuál fue el primer momento en el que te diste cuenta existe esa fuerza en la música?

JG: ¡Hombre, no sé! Yo diría que esas cosas pasan cuando eres más joven, con los primeros grupos que te empiezan a gustar en serio y de repente entiendes que no es solo la música, es también una actitud, una forma de ser y que eso se refleja en nuevas maneras de comportarte… hasta te comienzas a vestir diferente, ese tipo de cosas. Es un impacto que normalmente tiene mucho que ver con la adolescencia, ¿no? Creo que al menos, así fue mi caso, a los 14 años con Nirvana y después descubrir todas esas bandas por primera vez. Yo creo que inevitablemente tiene que ser en esa época, pero luego a lo largo de la vida siempre hay más, buenos momentos, yo qué sé, como tres o cuatro momentos más, que son así y solo dices: hostia, este grupo que buenos son, me revientan la cabeza. Y eso es súper guay.


El nombre de la banda está inspirado en ‘Eduard Punset’, pero hasta la fecha, ¿cómo se sienten con el nombre? ¿Qué es lo que sienten por este político, es admiración, intriga…?

JG: Sí, pues vaya, eso fue un poco una coincidencia porque cuando estábamos en la facultad, que fue cuando nos conocimos y pues a todos nos hacía mucha gracia este hombre [Eduard Punset]. Él tenía este programa que era bueno e interesante por una parte, hablaba de temas entretenidos y de divulgación científica, pero bueno, todo era muy bien llevado y él era realmente muy gracioso, nos daba mucha risa ver como explicaba las cosas -supongo que de eso, un poco se quedó con nosotros. Ya cuando formamos el grupo y tal, a Manuel se le ocurrió la idea del nombre y al principio no nos parecía nada bueno, nos chocó un poco a todos, pero bueno, al final los nombres son nombres y al principio ninguno mola. Entonces así fue, así nació el nombre Los Punsetes, con este señor y un juego de palabras que no molaba, que era horrible y que luego, simplemente te acostumbras a él y hasta que lo haces tuyo de alguna manera.


Personalmente creo que hacen falta más bandas como Los Punsetes y me refiero a que narren más realidad, sin trabas y con honestidad, aunque sea descarado; pero entiendo que eso puede llegar a ser complicado. ¿En algún punto han encontrado difícil mantener esa línea?

JG: Nada de pretender. No, nosotros no estamos llenando un hueco que pensemos que se tiene que llenar, simplemente, digamos que el grupo es una extensión de cómo somos nosotros. Por eso nunca ha sido difícil ser así, porque nosotros siempre hablamos así y por eso nuestras canciones son así… no somos un personaje, no es una fachada, ni siquiera sé lo que es, lo que sí sé es que no necesitamos de nada más que nosotros para contar nuestras canciones y que Los Punsetes es simplemente una extensión de nuestra forma de ser.

Sobre ‘Todo el mundo quiere hacerte daño’, es un gran EP, ¡Felicidades! Hay críticas a lo que está pasando en la actualidad muy a su estilo, ¿cómo fue escribir estas canciones mientras vivían todo lo que estaba pasando alrededor?

JG: En realidad, aunque sí hay algo de la letra como muy de la actualidad, realmente la manera de hacerlo fue buena, porque fue como siempre hacemos música -ríe-. Así que no te voy a engañar, escribimos las canciones en casa y en cuanto se pudo ir al estudio local, digamos que con una cierta regularidad, pues nos juntamos ahí y ya la sacábamos entre todos… como hacemos siempre. Realmente no hubo una diferencia a la hora de hacerlas. Creo que sí hubo un momento en el que todo fue un poco más complicado, pero igual, nos mantuvimos casi con el mismo proceso creativo y más allá de eso, no es que hayan surgido en una circunstancia excepcional. Digamos, que las hemos hecho cómo acostumbramos a hacer música, como siempre, vaya.

Por supuesto que la pandemia todos la hemos vivido muy diferente, ¿cómo dirías que la han vivido Los Punsetes han pasado el confinamiento? - como grupo, o personalmente.

JG: A cada uno a una manera. Yo estaba más o menos tranquilo en casa, sin trabajar y no estuve especialmente mal. Otros estuvieron trabajando a distancia y bueno, probablemente su vida fue mucho más complicada; por ejemplo: Manuel, él tiene una hija y estar con ella en casa, todo el rato trabajando, todo a la vez, pues seguro que fue más difícil. Chema tuvo un hijo, creo que esa es una situación más complicada. En general, hemos estado como todo el mundo, ¿no? O sea, pues con muchas ganas de salir, tocar y poder hacer muchas cosas más. O sea, lo que sea. Nosotros somos un grupo muy de hacer las cosas en el local, entonces no podíamos hacer música cómo nos gusta realmente. Yo que sé que hay grupos que trabajan mucho más en casa y se mandan materiales y lo trabajan… cada uno a su aire, a su manera, pero nosotros no. Nosotros, aunque empecemos las canciones en casa, realmente las acabamos en el local. Entonces, pues este EP lo hemos sentido como un parón, pero bueno, pues ya está. ¡Hemos aguantado como todo el mundo y aquí estamos!

Portada: ‘Todo el mundo quiere hacerte daño’ de Los Punsetes

La portada de este EP es la escena de un pato y un conejo en pleno ataque, ¿hay algún significado detrás? ¿A caso representa este gran contraataque?