top of page

Entrevista con Jhelisa

El arte de encontrar balance, intensidad y sonido.

jhelisa-wild-orbits-oxygen-entrevista
Fotos: Steve West

Nacida en el Mississippi del siglo pasado, Jhelisa Anderson ha guiado su vida por los paisajes sonoros más influyentes del siglo XXI, recopilando sonoridades en la efervescencia de la costa Oeste y encontrando un oasis de expresividad dentro de la escena inglesa de los años noventa, cruzando caminos con artistas como Massive Attack, Björk y The Shamen. La pluralidad de colaboraciones, aunado a lo incontenible de su espíritu artístico, le han elevado a la pureza de los territorios fusión, tomando influencias jazz, R&B, gospell, soul, trip hop y avant-garde para darle ese carácter de unicidad potencia que conocimos en su debut como solista con ‘Galactica Rush’ (1994).

Casi treinta años, cinco álbumes de estudio y una infinidad de sesiones de grabación después, la estadounidense vuelve con el espíritu en la garganta rumbo al lanzamiento de ‘Wild Orbits’ vía Dorado Records, preparando el oído público con “Oxygen”, primer sencillo catártico envuelto de instrumentación intensa y ritmos acelerados guiados por la voz de la cantante.

Con poco más que agregar a una impresionante trayectoria, nos sentamos a platicar con la intérprete sobre las ideas que le han llevado a donde está ahora, partiendo de lo musical y avanzando sobre su sentir como artista del día a día, regalándonos una mirada entre experiencias personales, filosofía artística y las intenciones de sonido en pleno 2022.

¿Cómo estás hoy Jhelissa? ¿qué tal todo por allá?

J: Me siento realmente bien, el sol brilla aquí en Atlanta después de una gran tormenta. Es otra oportunidad para hacer algo nuevo y creativo.

Me alegra que puedas extraer estas ideas de algo tan cotidiano como el estado del tiempo, supongo que va más allá de un ejercicio artístico ¿no?

J: Sí, trato de interpretar el clima como algo más profundo; no me asustan las tormentas, no me escondo bajo las sábanas, miro a la ventana dejándome maravillar. Sentir cómo la naturaleza nos habla es profundamente emocional. Tras vivir el huracán Katrina en Nueva Orleans tengo una nueva apreciación de las condiciones climáticas, aprendes a adaptarte tanto como te es posible.


¿Dirías que esta subfilosofía de lo natural se verá reflejada de alguna manera en ‘Wild Orbits’?

J: Claro que sí, creo que “Oxygen” es un gran ejemplo de esto. Parte de la quietud y lo pacífico hasta llegar a la agitación de la energía caótica. El track atraviesa por todos estos distintos estados climáticos.

Creo que lo describiste perfectamente, el corte es salvaje de inicio a fin, pero mantiene todos estos matices en construcción constante, es complejo sin llegar a perder el contenido por la forma ¿Cómo crees que tu trayectoria ha moldeado los sonidos de tu presente?

J: Recuerdo estar en Los Ángeles a los diecinueve, Prince era gigante en ese tiempo, un estandarte de funk, R&B y rock, podías escuchar sus influencias a la par del lugar sonoro al que quería llegar, era realmente emocionante. Viajé a Londres con esa visión en claro, encontrando en Reino Unido la libertad que necesitaba para ir más allá. En California todo era más restrictivo, me habrían pedido que sonara todo el tiempo como Whitney Houston o alguna otra artista, no sé cómo se habría desarrollado mi música si hubiera seguido viviendo ahí. Los años noventa encontraron en Inglaterra una intensa escena de disqueras independientes, todo giraba alrededor de encontrar músicos con quienes tocar, compartir nuevas ideas y llevarlo a la producción de recámara. Era una década donde si tenías una grabadora, una drum machine y un teclado podía terminar con sonidos increíbles, ese fue mi camino. Mi primer grupo, Soul Family Sensation, compartía disquera con artistas como Björk, siendo tan simple como grabarnos de forma casera y que la discográfica dijera “Bien, me gusta, hagámoslo un sencillo de 12’”. Esos eran los dos caminos para crecer dentro de la industria musical, optas por tener toda esta presión sobre ti con miras a convertirte en superestrella o lo haces mucho más orgánico, tomándote el tiempo para respirar.


Creo que dejar atrás esa primera idea sobre lo que significa ser artista es uno de los primeros pasos para encontrar un lugar en tu vida para lo musical. Tras todo lo que has vivido y de cara al nuevo álbum ¿Qué estás buscando?

J: Continuar explorando el universo entero, si tengo la posibilidad. Esa es la habilidad que te da la música, puedes ir a cualquier lugar que desees, lo único que te detiene es tú mismo. Es una de las más grandes bellezas de esta vida, siendo cercano al arte, puedes ser libre en tus ideas, pensar lo que quieras pensar y crear nuevos pensamiento. Creo que es importante para todo ser humano el tener una manera de expresarse, cocinando, cultivando, lo que sea. Para mí es la música, “Oxygen” es mi interpretación de cómo se siente ser libre, no sé si hice las decisiones correctas en términos musicales pero el punto es que, fueron mis decisiones, reflejan el lugar donde me encontraba, aún si estaba perdida. Este proceso es lo que mantiene emocionante el hacer música tras veinticinco años de grabaciones.

jhelisa-wild-orbits-oxygen-entrevista

Considerando todo lo que ahora sabes de ti, de tu arte ¿crees que has alcanzado el fin de ese proceso?

J: Creo que estoy siempre en el proceso de descubrir algo nuevo, aprender algo nuevo. A lo largo del proceso puedes llegar a perderte, porque es todo excepto una suerte de mecanicismo robot donde presionas un botón y puedes decir “Aquí estoy, me he desarrollado y sé todo lo que debería saber”. Esta poca inmediatez debe ser respetada, aún cuando nuestra sociedad tenga otras expectativas ¿sabes? Vas a la escuela, aprendes, consigues un título; ahora eres alguien ¿Qué más obtienes de eso, además de dinero?

Siento resonar mucho de lo que has dicho, justo ahora soy joven y me siento más perdido que nunca, algo más cercano a incertidumbre perpetua que ansiedad paralizante. Me emociona el futuro, pero me aterra al mismo tiempo, hay muy pocas certezas.

J: ¡Bien! ¡Fantástico! Anotaré todo esto para el título de una canción. Es necesario estar perdido, no puedes calcular todos tus movimientos y estar seguro, la naturaleza funciona de la misma manera. No puedes saber si caerá lluvia para tus flores todos los días, no sabes qué cultivos se darán, si tendrás un trabajo el próximo año. Debes mantenerte sobre tus pies, ser flexible, perderte algunas veces para poderte encontrar, darte cuenta de todas estas nuevas cosas dentro de ti de las que no tenías idea. Es lo que me digo a mí misma cuando me siento así, está bien, especialmente cuando eres adulto. Hay excusas cuando tienes diecinueve ¿sabes? pero al crecer todo es un largo “No tienes derecho a estar perdido, deberías saber la dirección exacta ¿Dónde está tu GPS?”. Tomas una copa de vino, vas a dormir y despiertas la mañana siguiente tratando de respirar, buscas oxígeno una vez más, miras a tu alrededor, lo bueno, lo malo, y solo continúas. Te mantienes buscando.

¿Cómo balanceas esta búsqueda constante de identidad con las verdaderas que parecen surgir en el camino? Pienso en tu carrera artística sin ignorar la carga de tus ideales políticos, ambos parte de ti, pero transformándose a lo largo de tu vida.

J: Obviamente estoy cansada de toda la mierda en las situaciones políticas, no solo ahora, llevo años así. Es solo que se ha vuelto terriblemente aburrido, parece no haber llegado a ningún lado aún después de todas estas guerras y situaciones horribles. Les he colocado en un lugar donde sé que existen y seguirán existiendo bajo ciertas condiciones, así que debo mantenerme en un estado que les haga frente. A donde que sea que voy, cuando me encuentro con algún conflicto, trato de entrar a él con el balance necesario para encontrar los puntos medios, reconciliación, negociación. Es lo que necesitas para seguir avanzando, ya sea en tu familia, tu empleo, tu ciudad, tu país. Es lo que trato de hacer ahora, pero no pensaba antes. Siempre he sido esta rebelde profundamente enojada con las políticas sucias, dondequiera que las leyera o presenciara, en mi comunidad, en mi trabajo. Tuve que adoptar técnicas para lidiar con la ira y llegar a la raíz de todo eso, pero algunas veces no hay origen más allá, no puedes negociar, acuerdas no estar de acuerdo y, algunas veces, hasta la muerte.

jhelisa-wild-orbits-oxygen-entrevista

La idea de buscar un balance constante parece una gran solución para sobrellevar el día a día, pero la fuerza para buscarlo indefinidamente se origina más profundamente ¿Qué te emociona justo ahora, previo al lanzamiento de ‘Wild Orbits’?

J: Creo que ese es el gran reto tras veinticinco años de carrera, tras, no lo sé, las ochenta o noventa grabaciones que he hecho; mantenerlo interesante. Los temas que te importan cuando inicias teniendo veinte años son las relaciones, el significado de la vida, el destino. Luego pasan treinta años en un abrir y cerrar de ojos y te preguntas ¿debo seguir hablando de esto? ¿cómo puedo encontrar otra perspectiva sobre el mismo? Si me alejo demasiado nadie sería capaz de entenderme o relacionarse con lo que hago, una suerte de lenguaje alienígena, se reduce a decidir hacia qué otros lugares puedo ir. Es desafiante, un poco aterrador pero, para mí, en mi recorrido, es algo que debo hacer y estoy agradecida por la oportunidad de expresarme, ser una voz para todas las personas que no siempre tienen ese escape creativo, proveerles de historias y emociones para que puedan sentirse libres, explorar direcciones. Es lo que hace el arte para mí.

Creo que al final, lo único que podemos hacer es salir, exponernos, sentir el mundo suceder.

J: Absolutamente, tratar de experimentarlo en un sentido multidimensional, no solo desde tu perspectiva personal y humana, desde un ángulo mucho más global, expandirlo. Ser conscientes de todos los pequeños mundos mucho más allá de nuestras mentes. Esto es lo que me inspira a seguir probando cosas, nuevos pensamientos, nuevos colores, nuevas notas. Es lo que me detiene de caer en la locura, balance.

He disfrutado mucho conversar contigo Jhelisa, ¿algo más que quieras agregar para Vibras?

J: Gracias por escuchar, por el espacio en la revista, ha sido un gran placer.


Comments


Facebook - Vibras I Vol.14.png

LEE NUESTRA REVISTA DIGITAL

bottom of page