'Heaven Surrounds You' de Surf Curse


En diciembre de este año, Surf Curse dará un concierto en el Foro Indie Rocks, y por si fuera poco, hace unos días nos sorprendieron con el lanzamiento de su nuevo material, Heaven Surrounds You, el cual llega bajo el sello de Danger Collective y la producción de Jarvis Taveniere para convertirse en la tercera entrega del dueto.


Los 12 tracks comienzan con “Maps to the Stars”, una canción rítmica que nos atrapa desde el primer segundo y muestra la clara madurez que ha tenido la agrupación hacia un post-punk y dream pop más clásicos, aunque sin perder su particular toque costero donde el surf se abre paso entre las olas. En este primer tema hay una mayor carga hacia la parte musical que a la lírica, sin embargo, esta última es poderosa y nos demuestra que no es necesario hacer un tema largo o repetitivo para mostrar todos los sentimientos puestos en su composición.


En 'Labyrinth”, donde los ritmos son claros y las voces de la banda suenan más graves que en Buds y Nothing Yet. la tragedia sigue presente, al igual que la introspección y los cuestionamientos existenciales, pero de una forma más sólida y menos caótica que en las producciones anteriores. La instrumentación logra atrapar al escucha y crear un mantra enajenante.


Después viene “Disco”, el tema que fue primer sencillo del álbum y ha tenido una gran popularidad entre sus escuchas. Otra delicia musical en la que los nuevos estilos californianos se manifiestan y que está hecha para bailar, inclinándose hacia un flirteo adolescente donde la música es el elemento clave para la magia.


Con “River’s Edge”, Surf Curse regresa un poco a la esencia sonora que tenía en la antigüedad, y así, este tema romántico se vuelve la fiel compañía para trasladarnos a un universo de tonalidades sepia donde las posibilidades suben y bajan en diferentes vibraciones. La inquietud e introspección de la letra siguen presentes y, sorprendentemente, tienen sabor a verano, playa y sol.


A ella le sigue “Midnight Cowboy”, un tema en el que la velocidad aumenta y el panorama pertenece a un escenario nocturno, decorado con luces neón, donde el personaje central de una historia musical escapa de su realidad a otra diferente en el cobijo de la noche.


“Hour of the Wolf” es la canción que marca la primera mitad del disco, y en ella, encontramos magia en su sentido más literal y estricto, además de un corte sorprendente hacia otros sonidos mucho más oscuros que los anteriores.


Aquí, surge un panorama en el que viven las brujas y las lunas rojas de Los Ángeles, donde Surf Curse muestra una amplia diversidad temática que logra llamar la atención y cautivarnos. La parte musical es brillante, ya que la velocidad baja y el ambiente que crea se vuelve totalmente onírico, enajenante, y digno de una cinemática ochentera de las noches de octubre. La voz de Nick se torna maravillosa.


Llegamos así a "Dead Ringers", una canción muchísimo más armónica, instrumental y animada que con un sobresalto se contrapone a "Hour of the Wolf" y los otros temas, pero queda un poco plana en sus puentes musicales.


En ella hay una onda que se mueve a intervalos, sube y baja, sube y baja, y se transforma en post-punk puro, pero con el sello que poseen las bandas de California que regresan a la escena surf coloreada por puestas de sol.


La ruptura sonora con los primeros seis temas de Heaven Surrounds You, se hace más evidente con "Safe", una grandiosa canción que llega como una bomba que estalla en los oídos. En ella, la mezcla musical es increíble porque resulta pulcra, natural y se va entrelazando en suaves movimientos que no dejan de envolvernos en una letra oscura, personal y sumamente profunda que relata aquellas vorágines anímicas que se presentan de la nada y a veces duelen.


Es un tema donde la voz grave de Nick nos refleja una confesión hermosa, en la que la frase "I can't live my home, I'm safer in home" llega a nuestro corazón y circula rápidamente por nuestras venas.


El sonido calma, rescata y abraza todo lo que sucede a nuestro alrededor, por lo que hace de la canción una de las mejores del disco... Ojalá obtenga la difusión merecida.


A "Safe" le sigue "Memory", un tema que fluye con más tranquilidad que el anterior en la parte sonora, pero mantiene una letra simpática que va narrando los recuerdos confusos que viven en nuestra cabeza para dar paso a "Opera", la antepenúltima canción que aparece con una guitarra acústica extraña y majestuosa.


En un primer momento, el cambio resulta abrupto, pero después se fusiona con las voces oscuras de Surf y nos remonta a sonidos pop setenteros, donde una letra imponente y asombrosa forma parte de la gran pieza musical, misma que se mantiene viva y nos lleva a "Trust", un beach goth más bailable que los anteriores, y que es una vuelta al sonido de los primeros cinco años del 2000.


Para finalizar llega "Jamie", una canción con otra letra oscura de tonalidades negras y rosas, que pese a saber a otoño en la costa y tener claras influencias de post-punk, necesita ser escuchada varias veces para poder alcanzar su grandeza.


Este último tema cierra de buena forma el viaje musical por el que nos llevó Surf Curse, a quienes esperamos escucharles muchas de estas canciones en su próximo concierto -del 6 de diciembre en la ciudad-.


Les auguramos un creciente éxito que los lleve cada vez más lejos musical y profesionalmente. Que los disfruten:


LEE NUESTRA REVISTA DIGITAL

Vibras 002 4_5.png