Entrevista con Video Age


Ross Farbe y Ray Micarelli, son el dúo detrás de la magia contagiosa de Video Age, creadores de un sonido groovy cargado de melodías synth-pop optimistas, bailables y que entre suaves guitarras, tintes jazz y energía sintética se fusionan con una nostalgia ochentera. La banda de Nueva Orleans ha adoptado una actitud positiva, acaramelada y fresca en este nuevo capítulo de su carrera, con su nuevo álbum, Pleasure Line, reafirma que a veces lo que realmente necesitamos sí es amor: para escapar de las complejidades y ver el mundo que te rodea con un potencial suave, romántico y con una belleza de escape - una invitación sónica para ver la vida desde otro perspectiva.


Video Age tiene la magia para cambiar la energía y enamorarte entre notas pegadizas, así que platicamos con Ross y Ray para conocer los secretos de su sonido de antaño-futurista, el amor como una fuerza de cambio cuando la música es un lenguaje universal, la nostalgia en ritmos ochenteros y caricaturas de la infancia.


La música siempre ha sido algo importante en nuestra vida, ¿Cuál dirían que es el primer recuerdo en el que descubren la magia de la música?

Ross: Lo primero que me viene a la mente es que cuando era un niño pequeño, en Nueva Orleans, que es el lugar donde crecí, recuerdo ver las bandas que tocaban durante el Mardi Gras y eso era la parte más emocionante de todo el desfile para mí: las bandas y la batería. Todo era tan ruidoso y emocionante, y me contagiaron las ganas de tocar la batería. Fue por eso que comencé a tocar música, por emocionarme viendo a muchas bandas tocar música. Es un recuerdo muy divertido para mí.


Ray: Diría que en el campamento de verano, cuando tenía alrededor de nueve años, vi a este niño (un poco mayor que yo) en el concurso de talento y su presentación era: él tocando la batería y su mamá tocando el piano -ahora que lo recuerdo, su madre era pianista en el teatro del campamento, pero bueno, juntos tocaron “Uptown Girl” de Billy Joel y fue excelente. Eso me inspiró a querer tocar la batería también, eso y él inició de la bella canción de Joel.


¿Cuál dirías que fue ese momento que los motivó a comenzar a tocar juntos y crear ‘Video Age’?

Ross: Fue cuando nos dimos cuenta que ambos habíamos tocando música durante mucho tiempo, desde que éramos niños, y cuando comenzamos esta banda, se trataba de escribir canciones juntos porque ambos nos llevamos bien y trabajamos bien juntos: haciendo canciones y componiendo para convertir Video Age en algo más importante.


El sonido de ‘Video Age’ tiene una cierta nostalgia a sonidos del pasado, es como una máquina del tiempo a los 70s-80s en la actualidad. ¿Qué es lo que más les llama la atención de esa época?

Ray: Es de las épocas que tienen nuestra música favorita, siempre nos han gustado los cantautores, músicos e intérpretes de los años 60s-70s, nos encanta el sonido como antiguo o de throwback. Luego, conforme el tiempo pasaba para ellos y seguían con su carrera en los 80s, comenzaron a experimentar en el estudio: se empujaron a sí mismos y a su composición hacia en una nueva línea, fuera de su zona de comfort. Creo que ese es el momento que nos emociona y lo queremos capturar de alguna manera, exponerlo y hacerlo sonar.


Ross: Creo que también nos atrajo el dance, esa parte de la música de los 80s que se podía bailar aún siendo rock and roll y guitarras, es genial para la pista de baile. Las primeras canciones de Video Age eran con la intención de que todos bailaran en los shows. Todo eso fue lo que abrió camino hacia la música funky estilo ochentera.


Ray: Hay algo exploratorio en la música de los 80s, como si fuera como el futurismo y una pregunta constante de: ¿Qué nos depara el futuro? Eso es algo emocionante para nosotros., que nos motiva a experimentar e indagar en la historia. Nos inspira mucho la música del pasado y es por eso que hay una especie de nostalgia en nuestro sonido - que definitivamente esperamos que encaje en un mundo moderno y que también logré recrear el futuro.


¡Felicidades por su tercer álbum! ‘Pleasure Line’ es un disco que al escucharlo te hace muy feliz, ¿Cómo fue para ustedes trabajar con él y construir esa energía positiva?

Ross: Fue un proceso que realmente me trajo alegría, ¡fue increíble! Creo que es lo más rápido que hemos hecho un álbum, en términos de producción al menos, porque fue un proceso largo -casi dos años después de haber lanzado Pop Therapy, pero gran parte de ese tiempo: estábamos de gira y escribíamos un poco cuando volvíamos a casa, nos sentábamos, grabamos y terminamos las canciones hasta reunir nuestras 10 favoritas, un par de extras más y terminar el álbum. De ahí, todo sucedió bastante rápido y nos juntamos los cuatro para una sesión de grabación de diez días, en la que nos divertimos muchísimo.


Este álbum lo describen con una energía de “vaso medio lleno”, más optimista, con un cambio de perspectiva. Cuénteme un poco más sobre eso…

Ray: Cuando escribes una melodía es genial transmitirlo por el lado del optimismo, porque entonces, puedes sonar como un tipo más quejándose. Es permitirle a tu cuerpo sentir todo lo que quiere sentir, aunque estés bastante deprimido y quieres ser introspectivo, hay que pensar en ambos lados; sí el amor es complejo y el mundo es complejo, pero al final del día cuando escribes o escuchas algo, lo haces para elevarte y sentirte un poco mejor que hace unos minutos -al menos eso es para mí, eso es ver el vaso medio lleno al final.


Ross: Estoy de acuerdo, sí, creo que ambos tenemos una tendencia a ser realmente optimistas en la composición de nuestras canciones y sonidos. Es simplemente una especie de curación para nosotros: hacer música que se sienta optimista, alegre y mirando hacia el futuro.


La portada de ‘Pleasure Line’ tiene una hermosa pintura de una sala, ¿Cómo dirías que encapsula visualmente el álbum?

Ross: Bueno, creo que para estar totalmente segura, tendrías que preguntarle a Nick, nuestro bajista, porque él fue quien lo pintó. Aunque me di cuenta y no lo había pensado hasta ayer, que esa pintura es como una versión idealizada de mi sala, que es el lugar donde hicimos la grabación. No sé si estaba pensando eso, pero con el gato blanco, los colores y todo, hay cosas que tienen sentido.


Ray: Sí, estábamos pensando en que fuera una sala, pero originalmente imaginábamos una foto con alguien relajándose en el sofá, solo que eso no sucedió. Le comentamos a Nick que queríamos que fuera una especie de destino, un lugar cotidiano como un oasis en el que pudieras escapar y prosperar, que se sintiera familiar pero también se pudiera explorar. Le tomó dos días hacerla, durante todo ese tiempo no sabíamos que estaba pintando, hasta que nos la mostró y nos encantó, tenía que ser la portada.


En ‘Pleasure Line’, ¿hay alguna canción que tengan como favorita?

Ray: Para mí, cuando Ross me enseñó “Sweet Marie” en el piano, dije: “wow man, esto realmente ha superado todo, es increíble”. Esa canción lo es todo, con el piano, luego Nick y Ducan que nos ayudaron a darle más magia, es wow.


Ross: Eso también fue un gran momento para mí, pero si tuviera que elegir mi favorita, sería “Comic Relief”, es una canción que todavía me pone una sonrisa en la cara cada vez que la escucho.



Entiendo que ambos se comprometieron durante el proceso de grabar el álbum, así que: ¡muchas felicidades por eso! ¿Cómo dirían que este sentimiento de amor se refleja en este record?

Ross: ¡Muchas gracias! Por ahora, las bodas se vieron afectadas por el virus y se pospusieron un poco, pero sí, ambos nos vamos a casar y sí, ambos nos comprometimos durante el proceso darle vida a este álbum. Los sentimientos de amor profundo, verdadero y un real compromiso, definitivamente se sienten en las canciones porque es un sentir muy fuerte: se siente como una transición a cuando reconoces ese tipo de amor profundo en tu vida. Y sí, es una de las más gran inspiraciones que entraban a la hora de hacer música para este record.


Ray: Nunca habíamos hecho un álbum de cartas de amor antes, así que pensamos: “bueno, este es el momento perfecto para hacerlo”.


¿Algún consejo de amor?

Ray: No lo sé, mucha paciencia. Deben ser pacientes, siempre hay alguien por ahí, pero en lo que llega deben trabajar en el amor propio y dejarte enamorar de las cosas que haces.


Ross: Sí, por supuesto. De hecho, así comienza Pleasure Line, con este momento en el que estás empezando a sentirte cómodo contigo mismo, de amarte y salir al mundo a exponerte; es algo que ayuda a creer varios aspectos positivos en tu vida. Ver alrededor y el mundo con un potencial de belleza y amor, y que eso es el primer paso para abrirnos a un nuevo amor, viendo el mundo bajo esa luz.


Para alguien que va a escuchar este álbum por primera vez, ¿Cuál dirían que es la mejor manera para escucharlo y apreciarlo en su máximo potencial?

Ross: Sí, creo que podría funcionar de diferentes maneras: me gusta pensar que es un álbum que podrías ponerlo en una habitación, rodeado de amigos y seres queridos, que sea algo a lo que prestes atención a veces, en una conversación para cambiar el estado de ánimo; pero también creo que es un disco con el que podrías pasar mucho tiempo con él y tener una experiencia auditiva más íntima.


Ray: ¡También para patinar!



Finalmente, ¿Qué papel dirían que tiene la música en estos tiempos difíciles?

Ross: Creo que la música es algo sanador para nosotros, y también creo que lo es para todos. Siempre está ahí para nosotros, para estar en contacto con tus seres queridos, con melodías y sonidos, para compartirla entre todos. Siempre he creído que eso es una sensación increíble.


Ray: Sí, totalmente. Una vez escuché decir a alguien que la música es así, porque es el lenguaje universal: es como si los grandes músicos fueran diplomáticos del mundo y facilitaran ese lenguaje en la comunicación para todos. ¡Es una locura tener eso! Así que, si tenemos la suerte, de tener un pequeño papel en eso, creo que sería genial difundir algo positivo a través de lo que hacemos.

Conociendo más a ‘Video Age’…

Un clásico de Vibras: si ‘Video Age’ pudiera ser un animal, ¿Cuál sería y por qué?:

Ray: Un tiburón funky o una tortuga de cien años. No sé bien porqué, pero definitivamente tiene que ser algo que pueda nadar.


Ross: Pensé, en un algún animal que simplemente le gusta sentarse y mirar el mundo pasar, viendo cada fase de la vida - eso justifica la tortuga de cien años, pero con un alma funky.

Caricatura favorita:

Ray: Bob Esponja.

Ross: Podría ser Arthur.

Una canción que has escuchado mucho recientemente:

Ross: HAIM - “Don’t Wanna”, de su nuevo álbum.

Ray: Esta canción de The Pointer Sisters que se llama “He's So Shy”.


LEE NUESTRA REVISTA DIGITAL

Vibras 002 4_5.png