Entrevista con Carrion Kids


📸 x @el_hiram_

Carrion Kids es un grupo originario de la Ciudad de México, actualmente está conformado por Miguel (voz, guitarra) Rojo (voz, bajo) Mauricio (guitarra) y Erick (batería).

Con una trayectoria ni muy corta ni larga, se han posicionado como uno de los mejores grupos de garage/punk que hay actualmente en la Ciudad de México, logrando tener una pequeña gira por estados unidos en la que pudieron presentarse en SXSW, el Festival Marvin en la CDMX y abrir el show de FIDLAR, banda que ellos describen como una gran influencia. Actualmente cuentan con 3 discos de estudio, dos de ellos en inglés y uno en español. Pudimos platicar con los chicos sobre su trayectoria, el porqué de su estilo y el proceso detrás de grabar su último disco.

Carrion Kids surge a finales del 2015, ¿cómo se juntaron cada uno de ustedes y decidieron dar paso al proyecto?

Mau: Miguel y Rojo ya se conocían desde que eran unos pequeñines, siempre les ha latido hacer música juntos, yo conocí a Miguel cuando estábamos estudiando la universidad y pues a mi originalmente me invitaron a tocar de baterista en la banda, en ese momento no era Carrion Kids.

Miguel: Eran las mismas rolas que teníamos Rojo y yo desde la secundaria, hacíamos muchas canciones pero nunca así en forma y pues Mau se unió de baterista pero el es guitarrista, es un guitarrista nato y se le ocurrían guitarras y dijimos "pues vamos a encontrar a otro baterista" y Mau metió a Erick a la banda, diciendo "yo conozco un bataco" y así fue acabamos los 4, ahora el Mau hasta canta.

Mauricio: Pues eso ya fue hace 4 años, la banda ha progresado mucho desde entonces.

Hay una diferencia en cuanto al sonido del primer y segundo disco, ¿este cambio está relacionado con que Mauricio le entro a la producción?

Miguel: Es que Mauricio tiene mucho callo la neta, puso muchas cosas en su lugar, abrió el espectro de muchas cosas.

Mauricio: Hubo muchas cosas que le aprendimos, al final el concepto de este nuevo disco es muy diferente al segundo pero pues si, entre lo que le aprendimos a Mauricio y entre lo que hemos aprendido nosotros mismos mientras seguimos tocando en vivo es lo que nos ha llevado a este nuevo disco.


Su nuevo álbum es en español, ¿qué los hizo querer grabarlo en español y no seguir con la línea de inglés?

Mauricio: Más que nada queríamos transmitir otra vibra en vivo, porque al final estamos en México y queremos que la gente entienda nuestras letras la primera vez que las escucha y pues creo que en este disco queríamos más que nada en este disco queríamos decir algo al mundo.

Rojo: Si pues mucho tiene que ver; pues con las presentaciones en vivo, con irnos de gira con otras bandas y ver la respuesta que recibían porque ya teníamos la espinita de que también pudiéramos gritar algo sobre el escenario y que la gente entendiera y que nos lo regresen, entonces hemos estado muy contentos y muy satisfechos pero también queríamos explorar un poquito como de la vibra tan rara que tiene México, ahí como una especie de no se, nosotros tenemos algo así bien como Jaime Mausan, cine del Santo y de Blue Demon contra las momias y todo ese rollo como que nos llama mucho, nos prende mucho y queríamos escribir sobre eso y pues ahí fue saliendo, fue muy orgánico la neta, algunas canciones ya las empezábamos a escribir pensando en español justo por eso que digo de que buscamos explorar ese México raro que existe y después salieron más y más rolas en español hasta que terminamos por decir que todo el disco fuera en español, lo estábamos sintiendo, fue algo muy orgánico y natural.

Mauricio: En parte eso fue lo que pasó, que este disco es más pesado y queríamos hacerlo un poco más agresivo y pues el español se sentía en estos tiempos más agresivo sobre todo.

Miguel: Tal cual se sintió mucho más agresivo hacerlo en español, más violento, más directo así en tu cara, estuvo chido.

Mauricio: Queríamos decir que estábamos enojados, esa era la forma.

Volviendo un poco a ese tema, este disco suena mucho más crudo y violento. ¿Fue la ventaja de grabar todo por su cuenta? Mauricio: Si, totalmente. El primer disco lo grabamos como en 20 horas, entramos al estudio y grabamos 8 canciones así de corrido, fue todo rápido y creo que nos nos dimos el tiempo de arreglar ciertas cosas. El segundo disco lo grabamos en 4 días, fueron 4 días para grabar todo e igual se sentía un poco bajo presión.

Miguel: Igual lo hicimos con un productor, lo grabamos todo en cinta y tuvimos que tocar todos al mismo tiempo ahí y cuando es cinta y alguien la caga pues tienes que regresar toda la cinta y fue más presión, siempre ha sido bajo presión pero esta vez ya nos estábamos matando entre nosotros.

Mauricio: Fue bajo presión para componer las canciones, a la hora de grabar las canciones y sacar sonido creo que si nos dimos más tiempo para experimentar como ciertos sonidos y cosas que nos gustaban.


¿SXSW, cómo fue?

Miguel: Un amigo que tiene una banda estaba por tocar en el SXSW y pues yo en la borrachera platicando con él en Seattle le dije no pues vamos al South y me dijo "wey, hagamos esto: yo vuelo a México, digo que son mis músicos y nos vamos desde México hasta Seattle manejando y tocando" yo le respondí con un "suena increíble, hagámoslo", al final nos metió al SXSW y tuvimos un par de fechas una de Freakout Records y otra de Burger Records pero pues estuvo chido, es una experiencia padre pero bastante estresante porque todas las calles están cerradas, no sabes a que hora tocas, tienes que andar corriendo, es cansado. El público en un punto ya no sabe lo que está viendo, nadie sabe nada.

Mauricio: Vas a buscar medios y contactos más que nada la verdad, y obviamente disfrutas el estar ahí.

Miguel: Estuvo chido por ejemplo de Burger tocamos en el hotel vegas que es como un Foro así mítico de Austin de años de que existe y siempre tocan todas la bandas chidas-locas ahí. Cuando tocábamos nosotros tocó The Oh Sees en el otro escenario y wey, que cabron jajaja puedo decir que toque en el mismo lugar que los pinches Oh Sees.

En estos tres años que llevan como banda, ¿cuál ha sido el show que los tenía sin dormir una noche antes?

Rojo: Pues creo que ya por suerte uno cada vez hace más callo, menos y menos nervioso pero la verdad para mi si fue el de FIDLAR porque es algo que yo llevaba imaginando y fantaseando desde hace años y también en el momento estábamos tratando de verlo como si fuera cualquier otra tocada y mentalizarnos a que vamos a salir a hacer lo nuestro, pero también te asomas por la cortinita y ves a todos los fans y no no no, si se siente otra vibra y sobre todo porque tienes un poquito la presión de pues estamos aquí con FIDLAR y nosotros venimos a prenderles a la gente entonces tienes que salir con todo y por suerte tuvimos muy buena respuesta y la verdad estuvo increíble pero creo que ahí los últimos dos minutos antes de salir al escenario de FIDLAR para mi fue lo más nervioso que me he puesto en varios años.

Miguel: Para mi fue el hacer nuestro roadtrip para tocar en SXSW, siempre tuvimos en mente el tocar ahí, después de nuestro primer show fue de "wey, ¡lo logramos!" llegamos manejando hasta aquí cabron jajajaja y lo que falta.

Mauricio: Yo en ningún tour he podido dormir bien porque o están tomando alcohol -estamos- o porque todos hacen ruidos extraños cuando duermen.


¿Qué hecho histórico les hubiera gustado musicalizar?

Rojo: Pasó en la película, no se si haya sido real pero tocar cuando el titanic se hundió.

Miguel: La caída del muro de Berlín ha de haber estado bien cabron, tocando un punk bien denso.

¿Qué tiene Carrion Kids para ofrecer qué otra banda no tenga?

Rojo: Pues es difícil, ahorita hay muchas bandas en la escena que yo creo que valen mucho la pena pero la verdad nosotros tratamos de arriesgarnos mucho nuestro sonido, de hacerlo experimental, hacerlo distinto. La verdad algo que creo que pasa cada vez más que no era tan común es que cada quien le está invirtiendo muchísimo a hacer cosas de calidad, con calidad me refiero a que si conoces gente que es mejor en cierta rama o cierto campo que tu pues que colabores, y que lo que ofrezcas no le pida nada a alguien que ya esté en una Label grande, ponerte a la altura y siempre buscamos eso, si buscamos hacer un sonido distinto, es un esfuerzo consciente de hacer algo que no se haya escuchado mil veces, a la hora de componerlo lo primero que buscamos es que nos guste mucho pero también tenemos ese elemento como de si es algo predecible, algo que si sabes por donde va pues trata de cambiarlo, de que sea una sorpresa, algo distinto. No estoy diciendo que seamos la banda original ahorita pero la verdad si le estamos tirando a desafiarnos y hacer algo nuevo, algo distinto, esa es la tirada de Carrion Kids y se va a estar viendo cada vez más, yo creo que con este tercer disco escucha el nuevo sonido que nos define más como que esto es lo que queremos hacer.

Si su música fuera un animal, ¿cuál sería y por qué?

Rojo: Seríamos un Tlacuache porque es un marsupial mexicano que carroñea en todas partes.


LEE NUESTRA REVISTA DIGITAL

Vibras 002 4_5.png