‘Domesticated’ de Sébastien Tellier

3.5 / 5

Recoger la casa, lavar los platos y la ropa sucia, barrer o aspirar cada rincón del hogar son actividades cotidianas y comunes que sirvieron de inspiración al músico y compositor francés, Sébastien Tellier, para su más reciente material de larga duración: Domesticaded, donde las tareas domésticas y la vida en familia son acompañadas por sintetizadores y voces distorsionadas que se acercan a la música disco y el new wave.

El álbum está compuesto por ocho canciones, la primera es “A Ballet” una canción fresca donde los sintetizadores musicalizan la pieza, en el centro de la melodía se puede escuchar un saxo que le da un toque sensual a la canción mientras la metálica voz de Sábastien repite una y otra vez “You ride the rainbow/ In this afterglow/ You see a sky of grace”.

Un bajo palpitante y sintetizadores agudos dan la bienvenida a “Stuck in a Summer Love” en donde el saxo y algunas notas de piano se mezclan. En esta canción los vocales distorsionados repiten constantemente “Can't stop can't stop lovin' you/ Lovin' you”, una canción perfecta para escuchar recostado en tu habitación.

Una canción con un ritmo más bailable es “Venezia” donde los sintetizadores y el bajo funk te remontan a la década de los 90, en el centro de la melodía se pueden oír una serie de aplausos que sin duda te harán querer llevar el ritmo con las palmas. Este track acaba abruptamente dejándote con ganas de oír más.


Con un bajo constante y las percusiones marcando el ritmo llega “Domestic Tasks” una canción que te hará sacudir la cabeza. En el centro de esta melodía se puede oír un sonido similar al de una alarma y gritos de personas para luego volver al bajeo constante y beats que hará que disfrutes la cuarta melodía.

Acompañado por notas de piano, la voz de Sébastien cantando en francés es lo primero que se puede oír en “Oui” una canción más tranquila que el resto a la que luego se le suman los sintetizadores.

“Atomic Smile” es una canción que con sus sintetizadores te hace sentir fuera de este planeta, rodeado de naves espaciales, en ésta se hacen perceptibles algunas notas de flauta y respiraciones agitadas.

El bajo funk y los sintetizadores muy de la época de los 90 dan la bienvenida a la penúltima canción: “Hazy Feelings” una melodía que sin duda te pondrá a bailar mientras escuchas la voz distorsionada de Sébastien Tellier.

El octavo y último track del álbum continúa con los ritmos bailables de los 90, se trata de “Won” una canción que cierra con un material muy bien logrado en el que las cosas sencillas como lavar los platos son un buen motivo para componer, bailar y cantar.


NOVEDADES x VIBRAS