top of page

Entrevista con Amelia Moore

Art pop ambicioso y con visión al éxito.

amelia-moore-teaching-a-robot-to-love-ep-entrevista
Foto: Sam Cannon

Amelia Moore nació en Atlanta, estudió en Tennesse, pero encontró su verdadera vocación en Los Ángeles. Desde muy temprana edad descubrió el poder que tiene la música para transformar todo tipo de sentimientos en canciones.


Luego de conseguir un vertiginoso éxito en Tik Tok con su canción “sweet and sour”, la compositora de 20 años publicó su EP debut titulado ‘teaching a robot to love’ a través del sello Capitol Records.


El proyecto no solo es emocionante por la potencia de la voz y la creatividad de los visuales y letras, sino también por la honestidad, ambición y carisma con la que Amelia imagina universos sonoros. Con motivo del lanzamiento, Vibras platicó con la compositora acerca de sus motivaciones, la pandemia y su perspectiva de la industria musical actual.


Antes de comenzar a hablar sobre tu disco, sé que eres muy joven Amelia. Comenzaste tu carrera hace un par de años y has tenido un crecimiento profesional asombroso, así que me gustaría saber un poco más sobre ti, principalmente, ¿qué te motivó a componer y a crear tu propia música?

AM: Empecé a escribir canciones alrededor de los 12 o 13 años, tal vez 13 o 14 porque estaba muy triste. Y sabía que no quería decirle a nadie que lo estaba o el motivo por el cual lo estaba, así que me senté al piano y empecé a escribir algunas cosas. Pero también, incluso para eso, recuerdo que trataba de reescribir la letra solo para ver si podía hacerlo mejor.


No sé, empecé a escribir principalmente porque sentía que necesitaba sacar algunos sentimientos. Y fue una forma realmente sana y productiva de procesar las cosas que sentía mientras crecía. Pero luego, seguí con ello y continué mejorando. Seguí empujándome a mí misma y simplemente me encantó.


Actualmente vives en Los Ángeles y sé que creciste en un hogar conservador. Tengo curiosidad sobre ¿cuál fue la experiencia más emocionante que tuviste al mudarte a California?

AM: Wow, las cosas han sido muy emocionantes recientemente solo por el hecho de que he publicado todo esto, pero creo que el solo hecho de llegar a California fue lo suficientemente bueno para mí creciendo de la manera en que lo hice. También fui a la universidad en Nashville, Tennessee por un año y decidí abandonarla justo después de que cumplí 18 años porque no había mucho qué hacer. Después de eso, llegó el COVID y envió todo hacia abajo, arruinó un montón de planes, al igual que lo hizo para, literalmente, todos los demás. Pero bueno, las cosas realmente comenzaron a ser emocionantes recientemente. Con estar en California es suficiente, ¿sabes?



En este momento de tu vida y del inicio de tu carrera, ¿cuál dirías que es el aprendizaje de tu hogar en Atlanta que guardas con cariño en tu corazón o mente desde que decidiste dedicarte a la música y conseguir tu independencia personal?

AM: Esa es una muy buena pregunta. Um, creo sería sobre las relaciones y llevarse bien con la gente. Eso es algo que mis padres me enseñaron bastante bien: tratar a la gente con respeto y amabilidad. Y aunque a veces las personas allá afuera pueden ser bastante groseras, yo también lo puedo ser o lo que sea [bromea].


Tengo a gente muy buena a mi alrededor y creo que he seguido rodeándome de las personas adecuadas, y no me he dejado llevar por cosas que me distraen. Aunque también aprendí mucho sobre religión y aún llevo valores religiosos con los que crecí, y un par de cosas más, pero bueno, es realmente una buena pregunta.


Por otra parte, me encanta que uses Tik Tok como una plataforma para compartir tu música. Es interesante ver cómo esta red social ha sido una herramienta bastante útil y cómo tiene gran influencia en las personas hoy en día. Amelia, ¿tú qué piensas sobre la industria musical actual? ¿crees que las generaciones jóvenes están cambiando el panorama del negocio en la música?

AM: Siempre está cambiando. Ahora encontramos mucha música y demás, pero en cinco años, quizá será otra cosa, al igual que fue YouTube y MTV en su momento.


Realmente estoy muy agradecida de poder utilizar estos medios para promocionar mi trabajo y conocer a nuevas personas. Por ejemplo, “Sweet and Sour” tuvo demasiado éxito en lugares que jamás me podría haber imaginado. Entonces, bueno, estoy agradecida de poder utilizarlas de la forma en la que lo hago. Y estoy también muy interesada en ver qué va a pasar después, en un par de años, porque seguramente va a cambiar. Siempre cambia. Así que es nuestro trabajo estar al día.


Hablando sobre la pandemia y el encierro, ¿cómo influyó toda esta situación en tu proceso creativo?

AM: Sí, la pandemia fue dura para todos. Como persona creativa, me obligo a estar en casa y a estar contigo misma. Para mí, hubo momentos en los que fue muy, muy difícil.


Aunque bueno, me dio todo el tiempo que necesitaba para planificar exactamente lo que quería hacer, construir mi visión de lo que quería hacer visualmente. Y, desde el punto de vista sonoro, ser capaz de explicarlo con facilidad a los productores con los que trabajo o en cualquier otra situación.


La pandemia fue realmente una “bendición disfrazada”, porque me dio todo el tiempo que, de otro modo, no hubiera tenido para alinear todo y soñar a lo grande y pensar exactamente en lo que quería hacer.


También me hizo sentir más cómoda escribiendo por mí misma, porque, ya sabes, no estábamos haciendo tantas cosas con otras personas. Quería escribir y mejorar como compositora. El COVID me dio el tiempo, y ahora he escrito algunas de mis canciones favoritas por mí misma, lo que es realmente genial.


Me di cuenta que en tu EP te enfocas en un amor intenso que evoca muchos más sentimientos. Sin embargo, ¿cómo surgió la idea de usar un robot como concepto o metáfora para expesarlo?

AM: El concepto de ‘teaching a robot to love’ fue un completo accidente. En realidad, estaba con uno de mis amigos jugando Cards Against Humanity… esto fue durante el Día de Acción de Gracias. Así que, estábamos jugando y una de las tarjetas que puso decía: “teaching a a robot to love” y fue muy divertido. Pero después de pensarlo un poco más, yo estaba como: “Espera, esa es una idea muy, muy buena porque es así como realmente se siente”. Y bueno, así me sentía en la relación en la que estaba en ese momento, como si estuviera lidiando con un robot que realmente no sentía nada.


Una semana o dos más tarde, estábamos aquí en mi pequeño espacio de estudio en mi departamento y escribimos la intro del proyecto y… todo el EP se juntó alrededor de esta idea del robot, y estoy muy orgullosa de todas las letras y de cómo los sonidos van a la inversa al inicio. Entonces, bueno, fue muy divertido tener un concepto y sumergirme completamente en él.


amelia-moore-teaching-a-robot-to-love-ep-entrevista
Portada: ‘teaching a robot to love’ de Amelia Moore

Finalmente, antes de despedirnos, quiero preguntarte un poco más sobre el amor, específicamente sobre las rupturas amorosas y su relación con la música. Estas situaciones frecuentemente son tristes, pero también una oportunidad para la transformación. ¿Crees que la música puede ayudarnos a cambiar de perspectiva ante situaciones complicadas?

AM: Creo que escribir me dio un gran cierre. Y hay muchas cosas que escribí que ya no siento más, lo cual es genial porque ahora me he separado un poco de esas emociones. Pero creo que solo quiero que la gente escuche y sepa que no está sola si es que está experimentando un desamor como yo lo hice.


Pero bueno, tengo mucho más que decir aparte del desamor así que estoy realmente emocionada de lo que va a pasar el resto del año. Hay mucho más que quiero decir sobre mí [ríe].



Comments


Facebook - Vibras I Vol.14.png

LEE NUESTRA REVISTA DIGITAL

bottom of page