01kvb.jpg

 especiales 

THE KVB

RUIDOS DIGITALES Y ROMANTICISMO

PORTADA.jpg

Por: Misael Hiram

Desde hace más de 10 años, específicamente en tierras alemanas, un enigmático dúo comenzaba a hacer suyas las calles de Berlín, creando sonidos arcanos en una primera instancia al interior de un pequeño cuarto atiborrado de instrumentos, en su mayoría análogos, pero que lograron transmitir todo ese grano y ruido digital en sus primeras creaciones como The KVB.

Este sonido hogareño posteriormente fue evolucionando, hasta presentar sonidos más limpios y minimalistas, pero igual de poderosos y oclusivos. Su nuevo álbum, ‘Unity’, es la más pura representación de la nueva etapa en la que Nick Wood y Kat Day se ubican.

En Vibras platicamos con ellos sobre su evolución musical a lo largo de los años, el desarrollo visual del proyecto y la necesidad de salir, y crear, siendo artistas.

04KVB.png

“RECONSTRUCTION OF A NATION UNITÉ D'HABITATION”

PORTADA.jpg
02KVB.png

Previo al lanzamiento de su nuevo álbum se mantuvieron muy activos. Cuéntenme, ¿qué tan caóticos o tranquilos han sido los últimos 3 años para ustedes?
NW:
El primer año después de haber lanzado ‘Only Now Forever’ estuvo ocupado, salimos mucho de gira y obviamente visitamos muchos lugares. En cambio, en 2021 no estuvimos tan ocupados.

KD: Teníamos planes de ir a México en 2020, fue una lástima que no pasara solo que la pandemia nos golpeó a todos. El primer encierro fue muy difícil pero ahora tengo mucha energía todo el tiempo, me siento ansiosa, al igual que muchos artistas seguramente, porque tenemos que lidiar con el hecho de ser creativos y no odiarnos a nosotros mismos por no usar este tiempo fuera para hacer lo nuestro, ¿sabes? Estando de viaje me la paso buscando el momento para poder concentrarme y trabajar en nuevas cosas, pero ahora ha sido irónicamente difícil.

NW: Al final pasamos mucho tiempo trabajando en este nuevo álbum y afinando todos los detalles para que terminara siendo lo que es. Creo que salió de la mejor manera.

Y ahora que mencionan lo de esta energía acumulada, ¿cómo lidian con ella? Están acostumbrados a estar de un lado para otro, ¿es raro no hacer nada?
KD:
¡Sí! Hace unas semanas tuvimos nuestro primer show internacional después de 18 meses, una cantidad de tiempo ridícula para nosotros. Fue lindo volver y poder hacer nuestro trabajo, pero espero que las cosas continúen de una buena manera.

Cuéntenme sobre estas villas de lujo abandonadas en España, ¿cómo dieron con ellas?, ¿qué elemento en particular los inspiró para trabajar ‘Unity’?
KD:
Estas zonas quedaron abandonadas tras la crisis económica de 2008 y para ser sincera contigo, hay muchas zonas así en toda Europa. Construcciones abandonadas que se supone serían casas de lujo, pero todo se fue a la bancarrota y solo dejaron las cosas ahí. Estas villas en España llamaron mucho nuestra atención porque hay palmeras que salen desde los techos de estas casas, las piscinas están llenas de pasto y todo está siendo reclamado por la naturaleza, es una ruina moderna.

Además, todos estos elementos ayudaron a la creación del disco, fue una manera de enfatizar en ciertas cosas de la vida. Por ejemplo, ahora con las redes sociales, todos tienen la visión de “la vida perfecta”, pero la verdad es que nunca se demuestra la realidad, ni siquiera los cuerpos son reales, ¿sabes?

NW: Fue inspirador para trabajar en los visuales y usamos esto para partir, fue lo que nos lanzó hacia ‘Unity’.

“I LOSE MYSELF AND FIND
THE TRUTH FOR WHAT?”

PORTADA.jpg

Y con su reciente creación, ¿se mantuvieron dentro del proceso hogareño o regresaron a los grandes estudios?
NW:
Nos quedamos en casa al principio, luego fuimos a un estudio enorme en Londres con nuestro productor pero solo grabamos un tema a manera de prueba y la pandemia llegó así que hicimos todo lo demás de forma remota con él.

KD: Pero aun así fue divertido para nosotros.
NW: Nos gusta trabajar en casa, es la manera en la que siempre lo hacemos, así que está bien.

De hecho, ví en YouTube que hay un Room Tour de su estudio, ¡es gigantesco! Tienen muchas cosas ahí guardadas.
KD:
Oh sí, pero ese era nuestro antiguo departamento en Berlín, ahora tenemos un lugar más padre en Manchester, es más barato aquí y son departamentos más grandes.

NW: También ya no tenemos tantas cosas como antes. 

Con ‘Unity’ nos han mostrado de nueva cuenta su minimalismo, se siente que estamos escuchando a The KVB de hace 10 años, pero sus procesos cambiaron, son más limpios y, por supuesto, todos estos años han dado frutos. ¿Cómo lo perciben ustedes?
NW:
Sentimos que es otro escalón en nuestro viaje. La producción sí es más limpia, pero es gracias al equipo que usamos ahora, antes todo era más casero. En este álbum Kat canta mucho más, ya que siempre estamos buscando nuevas direcciones y cosas novedosas que puedan encajar con lo que estamos haciendo en el momento.

‘Unity’ fue producido por Andy Savours, el mismo que trabajó con My Bloody Valentine hace un tiempo. ¿Cómo fue el primer encuentro entre ustedes y que lo llevó a que fuera parte de este álbum?
KD: Fue muy sencillo trabajar con él, o bueno así lo percibí yo.NW: No cambió muchas de las cosas que ya teníamos hechas porque teníamos algunos demos de las canciones y el resultado final no se alteró mucho realmente, solo ayudó a que los sonidos fueran mejores. Trabajar con Andy nos ayudó a que todo resultara justo como lo teníamos en mente. Aparte, ya lo conocíamos desde hace mucho tiempo. Al final de cuentas, nosotros somos los que estamos tras el proyecto, así que todas las decisiones recaen sobre nosotros.

03kvb.png

“AT NIGHT, EXCITED FAR
BEYOND, THEY ARE GONE”

PORTADA.jpg
05kvb.png

Desde siempre se han mantenido en una mutación constante, han demostrado su versatilidad en múltiples ocasiones y no tienen ningún disco similar al anterior. ¿Esto es espontáneo u ocurre de acuerdo a sus necesidades?
NW:
Los cambios no son tan bruscos, han sido pequeños. En los discos previos a ‘Unity’ metíamos canciones que ya teníamos hechas desde hace años, pero con este álbum todas fueron nuevas. Supongo que evolucionamos en pasos pequeños.

The KVB ha estado rodeado de enormes exponentes de la música, siempre trabajando con lo mejor de lo mejor. Tal es el caso de estar en Invada Records, disquera de Geoff Barrow. ¿Qué herramientas han encontrado al ser parte de ella?
NW:
Ya teníamos algunos discos y experiencia en esto antes de entrar con Geoff, así que estar en su sello nos ha ayudado con mayor distribución. De hecho, casi no hablamos con él, lo hemos visto algunas veces, tiene como dos años que no lo vemos. 

La parte visual de su proyecto es muy importante, ¿todo se crea junto a la par de las canciones o hasta que tienen la música hecha?
KD:
Lo hago hasta que todo está listo. Todos los elementos espaciales y cyberpunk del video que creé para “Unity” llegaron al escuchar la canción terminada, la inspiración siempre viene de la música. Por lo usual los viajes que hacemos también me inspiran, extraño mucho salir.

Por otro lado, el video de
“World On Fire” está inspirado en una pieza de arte que ví un día, no recuerdo el nombre de su creador, pero era acerca de los medios y todo este tema sobre el control de la población.

‘The Early Tapes’ es un pequeño viaje al pasado de The KVB, ¿cómo sienten que el paso del tiempo ha afectado en su creación musical?
NW:
Tiene que ver con la manera en la que grabábamos, antes todo debía quedar en una sola toma, no había forma de repetir todo o editarlo. Ahora ya tenemos acceso a nuevos equipos que permite que los temas sean mejor trabajados y que ofrezcamos nuevas cosas. En realidad, ‘The Early Tapes’ fue creado antes de que Kat se uniera, así que tocarlas juntos le da otro sentido.

‘Only Now Forever’ fue The KVB en su faceta más romántica, pero ¿cómo describirían la faceta en la que se encuentran ahora?
KD:
De hecho, nos casamos durante la cuarentena.

NW: Creo que este disco tiene elementos románticos, primero lo pensamos como algo más conceptual, pero sentimos que iba a estar muy limitado. Agregamos otros elementos en ‘Unity’ pero sí, aun tiene algo de romántico.